Miguel Campello empezó en esto de la música hace años. Desde 2001 lidera elbicho, uno de los grupos de flamenco-fusión más importantes de nuestra historia. Ahora, la banda se encuentra en un parón artístico que ha llevado al ilicitano a embarcarse en una carrera en solitario apasionante.

Hablamos con él con motivo la publicación de su nuevo disco, Entre Mil Historias, y el fin de su gira, aunque en 2019 tenga algunos acústicos programados (puedes verlos en su web).

Se nota que la poesía corre por sus venas.

 

 

Entrevista a Miguel Campello

 

¿Cómo han ido los últimos conciertos de la gira? ¿Había sentimiento de poner fin a una etapa?

Bueno son ciclos, que de alguna manera al cerrarlos cual puerta cerrada, pasas de pagina, cierras el libro, relajas los ojos para después volver a abrirlos y continuar el camino, nunca empiezo, suelo volver donde lo habíamos dejado… pero bueno los últimos conciertos muy bien.

 

¿Y ahora qué viene? ¿Tienes proyectos o un nuevo trabajo en mente?

Siempre hay cosas dando vueltas, que con el pasar de los días se transforman en frases que te dicen y te cuentan y al final cuando te encuentran no hay manera esquivarlas… seguiremos dando vueltas seguiremos el delirio.

 

Por cierto, ¿a la hora de hacer un concierto prefieres en sala o en festival?

Las dos opciones son buenas, son diferentes pero necesarias. Es como la autopista y el sendero en la montaña

 

Siempre me ha maravillado la capacidad de los artistas para dar cada show al 100%, para no desfallecer tras kilómetros de carretera en las giras. En tu caso, ¿cuál es la fórmula secreta?

Es secreto.

 

A la hora de componer, ¿estás de acuerdo con que la tristeza y las malas experiencias son más inspiradoras que la felicidad?

La tristeza suele ahondar como una brasa encendida, que no la puedes parar hasta que por sí sola se enfría y luego te recompones, sacas fuerzas y respiras los ojos llenos de gotas de la escarcha y el roció y despierta la mañana, sale el sol y sonrió.

 

https://www.youtube.com/watch?v=_yfaxBEYWKM

 

¿Tienes algún ritual a la hora de componer? ¿Llevas contigo un bloc de notas o los versos surgen sobre la marcha?

Cada canción es diferente, unas pasan de largo, otras te miran de frente o te vienen bailando, cada una sus bailes, con sus ritmos, sus cantos. Todo esto ya existía, era cuestión de poesía.

 

¿Cuál es tu colaboración soñada?

Con el maestro Sabicas.

 

Quizás esto te toca de cerca y ahora con Rosalía el tema es de rabiosa actualidad, ¿qué opinas de la apropiación cultural?

Que la cultura se forma de distintas culturas, que a lo largo de la historia se cruzaron por caminos de migrancia. Quien no tuvo a un tío en Francia, que de quien son los colores y de quien el apellido.

La cultura es de todos porque todos somos lo mismo, lo mismo que una cigarra, un gato negro, o el olivo …todo esto según yo 🙂

 

¿Y qué piensas de la situación política actual?

No sé, es muy complejo llegar a entender los entresijos y amasijos que nos ponen los hilos y nos van manejando.

Son demasiadas mentiras, ya son miles de años con guerras por intereses, repartiéndose la tierra como si fuese de alguien el agua el sol y hasta el aire que respiramos.

A veces  me quedo mirando a las abejas en sus flores, al pájaro que vuela libre, a las hormigas currando, de pronto me pongo triste de ver lo que está pasando.

Entrevista by Ray Vegas